El tiempo - Tutiempo.net
miércoles 01 de diciembre de 2021 - Edición Nº1092

Sociedad | 15 oct 2021

COMUNIDAD SHELK´NAM

La Casa Cultural Rafaela Ishton tiene intimación de remate

Desde la comunidad shelk´nam mencionaron que les llegó una intimación de remate a la Casa Cultural Rafaela Ishton, por una deuda de impuestos. Estimaron que se trata de un error, al no advertir desde el área de Finanzas que se trataba de ese lugar. Dicen que con la acutal gestión municipal no tuvieron “demasiado diálogo”. Expresaron preocupación y señalaron que el lugar se encuentra sin actividad, porque ya no pueden sostener trabajar ad honorem para garantizar las tareas. Advirtieron que sería “importante que nosotros estemos en la agenda pública y que la Casa Cultural esté abierta, pero el problema es muy de fondo y estructural”, señalaron.


Miguel Pantoja, integrante de la comunidad shelk´nam y miembro de la Casa Cultural Rafaela Ishton, comentó que “la Casa Cultural sigue estando en el estado en el cual estaba, la estructura no se puede mejorar debido a que nosotros no tenemos financiamiento para eso. Mucho menos para sostener el trabajo, porque realmente fueron años en los cuales trabajamos en calidad ad honorem y eso tampoco lo podemos sostener porque nosotros tenemos que sobrevivir como cualquier persona”, expresó, en declaraciones al programa radial “Desde las Bases”.

En ese sentido indicó que “trabajar simplemente de corazón y a pulmón tiene sus beneficios, es cierto que uno tira para adelante, pero hasta un determinado punto como fue en mi caso. Hoy por hoy, no podemos mantener el pago de los impuestos tener abierto y mucho menos sostener un puesto de trabajo. Entonces esa es una de las razones por las cuales la Casa Cultural nuestra no abre, y esto ya es previo a la pandemia”, señaló Pantoja.

El integrante de la comunidad shelk´nam luego comentó que tienen “una deuda con el Municipio, porque justamente cuando cambió la gestión y se fue (Gustavo) Melella y vino (Martín) Perez, otra vez desde la parte administrativa nos volvieron a enviar una nota de intimación de remate. Eso, entendemos, no es culpa de ellos sino que han visto la deuda y simplemente remiten esa carta sin saber que esa dirección pertenece a la Casa Cultural”, estimó.

Mencionando que desconoce “que opina la gestión actual respecto de esa deuda, sí sabía que habíamos sido algo así como perdonados por la anterior gestión cuando en su momento se inició como una gestión de remate. Eso lo resolvimos en su momento, nos pidieron disculpas y nos explicaron que desde la parte administrativa enviaban las cartas a quienes eran deudores pero sin saber qué lugar era específicamente y que por eso desconocían que era nuestra Casa Cultural y que, de saberlo, no lo hubieran hecho. Pero entonces quedó ahí, ahora con la gestión actual desconocemos la situación porque no hemos tenido demasiado diálogo tampoco”, manifestó Miguel Pantoja.

Confirmó que en la actualidad no hay actividades en el lugar y “todo lo que se hace se hace afuera, de manera informal, aceptando invitaciones a instituciones como siempre nos hemos manejado. Esporádicamente sí podemos llegar a abrir para una visita más guiada, personalizada, que se debe acordar con nosotros con previo aviso. Pero siempre entendiendo la gente que lo hacemos de onda, porque no tenemos ninguna retribución por hacerlo, cuando es muy importante que nosotros estemos en la agenda pública y que la Casa Cultural esté abierta, pero el problema es muy de fondo y estructural”, estimó.

Finalmente expresó que “esto viene del genocidio, es un genocidio nuevo, que tiene otros mecanismos y que no se va a entender hasta que se tenga en cuenta que esta es una consecuencia directa de ese genocidio”, concluyó el integrante del pueblo shelk´nam.

  

OPINÁ, DEJÁ TU COMENTARIO:
Más Noticias

NEWSLETTER

Suscríbase a nuestro boletín de noticias