sábado 28 de marzo de 2020 - Edición Nº1070
DESDE LAS BASES » Política » 12 mar 2020

COOPERATIVA NUESTRO TECHO

Construyendo viviendas mejores y más baratas que las del IPV

El concejal de Ushuaia y referente de la Cooperativa “Nuestro Techo”, Javier Branca, se refirió a los proyectos de construcción de viviendas que tienen en marcha. También hizo un repaso por la situación del IPV y puntualizó los aspectos que deberían corregirse en el funcionamiento del organismo. Aseguró que la cooperativa construye dos casas y media, de mejor calidad, con el mismo presupuesto que el IPV utiliza para construir una.


“La Cooperativa (Nuestro Techo) está encarando las 29 viviendas restantes de un barrio, que era un proyecto del año 2011 y para el cual siempre hubo de parte de algún sector del IPV obstrucción. Entendemos nosotros que no se trataba de la gestión al frente del IPV, porque con todas nos pasaba lo mismo”, dijo el concejal por el Partido Verde y referente de la cooperativa de construcción de viviendas, Javier Branca, cuando se lo consultó por los proyectos que se encuentran desarrollando.

En dialogo con el programa radial “La Mañana en la Tecno”, que se emite por Radio Universidad, manifestó sobre el particular que “el estado muchas veces funciona como el instrumento que necesitan algunas empresas para beneficiarse, sin importar cómo esto afecta a la ciudadanía. En el caso del IPV son unas ocho empresas las que tienen el monopolio de todas las obras y hemos demostrado que se pueden hacer las viviendas a mucho menos de la mitad de precio, muchos mejores y más grandes”, aseguró el referente de la Cooperativa Nuestro Techo.

Además agregó que “a diferencia de lo que hacen las empresas, compramos el material acá y así pudimos abaratar las viviendas a menos de la mitad. Además de tener una calidad infinitamente superior, entonces el haber demostrado todo eso nos ha jugado en contra, porque nos han obstaculizado todo al punto de denunciarnos y decir que el convenio lo recibimos mediante un convenio irregular con el gobierno de (Rosana) Bertone. Por eso tuvimos que hurgar en la documentación que tenemos, demostrando que el convenio se consiguió mediante un convenio del año 2011 con el primer gobierno de Fabiana Ríos”, mencionó.

Branca continuó con el relato de cómo quedó desestimada cualquier irregularidad, señalando que “esto llegó al Fiscal de Estado, Virgilio Martínez de Sucre, y él mandó a suspender el convenio que se había firmado por las 29 viviendas restantes y venimos desde 2011 con eso. Ahora demostramos que no era así, que el terreno venía de un convenio firmado mucho antes y que el convenio es válido, sin embargo todavía seguimos esperando que nos den el segundo desembolso” para continuar con las viviendas. De todas formas señaló que “gracias al desembolso que hacemos con el equipo que trabaja conmigo de parte de nuestros sueldos, podemos mantener los puestos de trabajo de las familias que siguen trabajando en esta obra”.

 

 

El funcionamiento del IPV

 

Al preguntarle sobre el funcionamiento del Instituto Provincial de Viviendas, desde donde no se avanza a fondo con soluciones habitacionales para responder a la demanda de la provincia mientras trabajadores y profesionales de la institución reclaman por los bajos salarios; Javier Branca reconoció que el mencionado ente no da respuesta a ninguna de las dos cuestiones.

En ese sentido comenzó manifestando que los fondos del IPV “a viviendas no van, eso es evidente, porque si con el precio de una vivienda de pésima calidad; sin terminar, a las que se le quiebran las plateas, se rajan las paredes, que no tienen bajo mesada, que tienen una bachita de aluminio chiquitita; se pueden hacer más de dos mejores, evidentemente el dinero a las viviendas no va”.

Luego indicó que si los fondos “tampoco van al sueldo de los trabajadores, no sabemos adónde va. Entendemos que hay acuerdos con los gobiernos de turno”, remarcó. Después reconoció que ven “con gran expectativa la presidencia de Leticia Hernández, la vicepresidencia de Alejandro Ramb, con quienes hemos hablado. También hablamos con (el gobernador) Gustavo Melella y él nos comunicó con las autoridades del IPV, nos han recibido bien, hay buen diálogo y vemos con buenas expectativas que se hayan puesto a revisar al menos a quien se entregó viviendas”, indicó. Recordando que “es muy corriente que vengan funcionarios oriundos de otros lugares y que se les entreguen viviendas, sin haber cumplido con los requisitos que se exigen al resto de la comunidad”.

El concejal de Ushuaia también comentó que a las nuevas autoridades les comentaron “la necesidad de revisar los precios de las viviendas, porque están inflados y eso perjudica a la sociedad, ya que de cada cien viviendas se dejan a otras 150 familias sin techo”. Sumando finalmente como preocupación “el compre fueguino, porque no puede ser que el IPV le pague el flete a las empresas, para que compren en el continente a comercios que no tributan en la provincia, que no tienen trabajadores en la provincia y que por supuesto no aportan al mercado interno”.

 

 

Una cooperativa dónde todos ponen

 

 

Explicando el funcionamiento de la Cooperativa Nuestro Techo y su decisión de aportar buena parte de su dieta a la misma, indicó que “en asamblea definimos que si participábamos esa era una de las cosas que íbamos a hacer. Porque así cómo hay un sobreprecio en la obra pública sumamente inflado, también entendemos que hay un sobresueldo en la planta política en general”.

“Los políticos viven con un sueldo mucho más holgado que les permite tener cierta paciencia y que la cosa siga más o menos igual, nosotros entendemos que eso te divorcia del sentimiento de la mayoría de las personas al tener un sueldo tan elevado. Entonces decidimos donar un porcentaje, yo soy el que más dona pero porque soy el que más cobra ya que un concejal está cobrando como 160 mil pesos”, mencionó el edil por el Partido Verde.

Javier Branca comentó que el mes pasado su donación fue “del 69% de la dieta y este mes no saqué la cuenta de cuanto fue, porque lo resolvimos en asamblea y los compañeros me mandaron a comprarme camisas porque salgo en las fotos de la cooperativa desde hace cuatro años con las mismas camisas”, contó. Justificando la decisión de aportar un porcentaje de la dieta porque “habiendo tanta necesidad, y si le decimos a la población que tenga paciencia, que hay que renegociar la deuda con el FMI, entonces también hay que dar el ejemplo”, concluyó el referente de la cooperativa y concejal ushuaiense. 

 

 

OPINÁ, DEJÁ TU COMENTARIO:

NEWSLETTER

Suscríbase a nuestro boletín de noticias

VIDEOS