miércoles 22 de mayo de 2019 - Edición Nº759
DESDE LAS BASES » Desde Las Bases TV » 18 feb 2019

BADISUR

Trabajadores rechazaron la última propuesta y continuarán ocupando la planta industrial

Al octavo día de ocupación de la fábrica textil Badisur por parte de los 29 trabajadores que reclaman sus correspondientes indemnizaciones luego de que la patronal decidiera de manera arbitraria, despedir al total del plantel del sector de cortes y confeccionados de sábanas y acolchados; decidimos producir el siguiente informe periodístico desde la Cooperativa Ojo al Sur, en solidaridad con las familias, quienes sin tener otra alternativa para garantizar sus indemnizaciones, resisten resguardando los bienes en el interior del recinto fabril.


La planta industrial con capacidad para fabricar enormes cantidades de sábanas, fundas, manteles, toallas y colchas, quedó similar a un ejercicio de evacuación. Las maquinarias cargadas con los rollos de telas y los depósitos -tanto de productos terminados como de materia prima- completos; lo que demuestra la posibilidad económica de garantizar las indemnizaciones de las operarias y operarios, quienes se niegan a cualquier tipo de acuerdo que tenga que ver con volver a trabajar, por el riesgo a recibir una persecución como otras tantas que recibieron. Solo quieren sus indemnizaciones.  

La mayoría de quienes se desempeñan en esta empresa, que inició sus actividades en el 2000, son mujeres con una antigüedad que va desde los 8 hasta los 19 años. Como todos los días, el miércoles 6 de febrero fueron a trabajar y al llegar les dijeron que “había un problema con el suministro de luz y que se vayan a sus casas” al mismo tiempo que los telegramas comenzaban a llegar.

El empresario Daniel Sardinas, dueño de las firmas del rubro textil y confeccionista Badisur y también de Yamana -cerrada en el 2017- ambas empresas radicadas en Río Grande y que mantuvo en Badisur su dotación de personal estable durante todo el año 2018- tiene varios antecedentes de conflictos gremiales que por sus características no tienen comparación cercana, llegando incluso a descontar los días que corresponden al año nuevo judío y, en caso de no acatar la “orden divina”, no dudó en fustigar a los trabajadores con darles las vacaciones desplazadas de la fecha habitual, impidiendo así la posibilidad de compartir el merecido descanso con sus familias.

Analizando datos oficiales en cuanto a la capacidad productiva en los últimos tres años, se puede interpretar que la relación entre la mano de obra y la producción fue aumentando progresivamente y se realizaron inversiones en maquinarias como así también en sus instalaciones. A pesar de todo esto, el abogado Alejandro Disabatino en representación de Daniel Sardinas, presentó en la última audiencia una propuesta de pago del 70 por ciento de las indemnizaciones a pagar en seis cuotas, la cual fue rechazada unánimemente por la asamblea.

OPINÁ, DEJÁ TU COMENTARIO:

NEWSLETTER

Suscríbase a nuestro boletín de noticias

VIDEOS